ok99 nombres

Como a Alá
99 nombres te colgaron
Y uno en secreto
Te sostiene

El nombre que susurran los amantes
En noches en que el cuerpo no alcanza

Con 99 nombres diferentes
Te llamo
En la noche simple
De esta herida que
Penetra

99 nombres
Atados con sangre
A las líneas de
Mis manos
La alfombra
Señala
Al este

Hablaré de tu cuerpo
Como alfombra de oración

99 nombres
Para elevar
Un rezo

99 más
Para el martirio

99 nombres
Para un solo dolor
99 nombres
Para una misma herida

Qué busca el beduino
En el mapa de las dunas que firmara
El viento?

Lo que el beduino
Busca
Yo lo encuentro
En el hueco
De mis manos

Qué busca el marino
Que perdió
La gracia
Del mar
En el fondo
De su vaso
De cerveza?

Lo que el marino busca
Yo lo encuentro
En el hueco
De mis manos

Elijo nombres diferentes
Para acabar
Tropezándome
Siempre

Con el tuyo
Escrito sobre la piel
Del vaso de cerveza
Que se acaba

Así castiga
Alá
El misericordioso

Cómo esconderse
Del asesino
Que conoce el desierto
Del insomnio
Como si fuera
El mapa
Que dibujó
Un dios viejo y vengativo
En cada una
De las líneas
De su mano?

Derramo tinta
Para ocultar
Tu nombre

Como si no estuvieras
Mutada,
Escondida
Acechando

En cada una de estas letras
Y si te llamaras
Sara
Y hubieras crecido
Al este
Del río
Y cantaras
Las canciones
Que me ponen
Triste
No sería menor este dolor

Y si te llamaras
Nina
Y me pidieras
Ser
La sombra
De mi sombra
De mi mano
De mi perro…

No sería menor este dolor

Y si te llamaras
Billie
Y murieras atada
Al filo de un vaso
De ginebra…

No sería menor
Este dolor.

Pero te llamas
Así
Nunca será menor
Este dolor.

Frente a la fábula idiota
Del cristiano ciego
De Damasco
El beduino ríe:
Sabe que a dios
Se le reza
—y se le extraña—
Con todo
El cuerpo

Sobre la piel
De la botella
De vino
Que navega
Una parte soez
Del río amarillo
El marino que perdió la gracia del
Mar

Sueña con un barco
Con nombre de mujer…
Mirando
Al fondo azul
De la hoguera
En la noche de su desierto

El beduino
Sueña:
Así
Su sexo abierto
Desprendiéndose
Del mío
Noche
En que
Dos hombres
Uno atado al mar
Otro a las dunas
Miran la misma
Estrella
Susurran
El mismo nombre

Esa estrella tiene nombre
De mujer.

Gritan los dos
Al fondo de la noche:
Te busqué
En el hueco triste
De estas manos…

Tu nombre se resbala

Como el agua.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *